Entre más de cuatro paredes

Raymon Depardon

Hay fines de semana que son de encierro

de no querer extender los brazos ni piernas bajo el aire

menos en una ciudad

que cada vez se agota más en sí misma

 

Hay fines de semana

como este

en el que extiendo mis brazos y mis piernas

sobre los brazos y las piernas

del otro

del otro que se ama

del que tampoco encontró alivio en el exterior

Entre más de cuatro paredes

pero entre encierro y encierro

de cuarto en cuarto

a veces

los miedos se neutralizan

el futuro cristaliza sus profundidades

y la

temporalidad

pierde el carácter de efímero

para perpetuarse entre las dos sábanas

que ahora somos

 

No hay que inquietarse

el lunes

trae con sí

la renovada esperanza de quien es comienzo.

Anuncios

Columna

Herbert List. Atenas, 1937.

[De  Registros londinenses]

No tengo de donde asirme

Esta columna rota que me erige

Perdió su base

La firmeza del suelo se hace polvo

 

Este cuerpo

templo en ruinas exhibido en un museo

 

solo está la alcance de los ojos visitantes

y de varias manos

que cruzan la línea transparente de lo prohibido

hasta tocar

la huella humana de la historia.